El programa del Partido Progresista (1912) de Theodore Roosevelt

 

El programa del Partido Progresista (1912) de Theodore Roosevelt

BERTRAND, c., 1983.

 

 

Los ANTIGUOS PARTIDOS. Los partidos políticos existen para ayudar al gobierno responsable y ejecutar la voluntad del pueblo.

Los dos antiguos partidos se han desviado de estas grandes tareas.

En lugar de ser instrumentos para promocionar el bienestar general, se han convertido en instrumentos de intereses corruptos, que los utilizan sin restricción para sus egoístas propósitos. Tras el gobierno aparente, está entronizado otro gobierno invisible que no se ha comprometido ni reconoce responsabilidad ninguna para con el pueblo.

Destruir este gobierno invisible y disolver la vergonzosa alianza entre los negocios corruptos y la corrupción política, es la más importante tarea del estadista actual.

LA LEY DEL PUEBLO. En especial, el Partido se declara a favor de elecciones primarias directas, para el nombramiento de los funcionarios del Estado y los nacionales; a favor de elecciones primarias preferenciales a nivel de la nación, para los candidatos a la presidencia; a favor de la elección directa por el pueblo, de los senadores de los Estados Unidos; y urgimos a los Estados a que utilicen el sistema del voto secreto, responsabilizando al pueblo con la iniciativa, referéndum y recuentos. [ … ]

IGUALDAD DE VOTO. El Partido Progresista, creyendo que no se puede justificar como una verdadera democracia la que niega derechos políticos en razón del sexo, se compromete en la tarea de asegurar la igualdad de sufragio a hombres y mujeres.

SISTEMAS CORRUPTOS. Nuestro partido se compromete a legislar una estricta limitación de todas las contribuciones a la campaña y a los gastos, y a una detallada publicidad de ambas, tanto antes como después de las primarias y de las elecciones.

PUBLICIDAD Y SERVICIO PÚBLICO. Nos comprometemos a legislar sobre la inscripción de los lobbies, a dar publicidad a las reuniones de los comités, excepto en asuntos exteriores, y a tomar nota de todos los votos en los comités.

Los TRIBUNALES. El Partido Progresista pide una restricción del poder de los tribunales, que deje al pueblo la última instancia para determinar cuestiones fundamentales de bienestar social y política pública. Para asegurarlo, se compromete a resolver:

1. Cuando una Acta aprobada por el poder del Estado se declara inconstitucional por los tribunales según la Constitución del Estado, el pueblo, después de un amplio intervalo para deliberar, tendrá la oportunidad de votar si desean que el Acta se convierta en ley, a pesar de la decisión anterior.

2. Que cada decisión de la alta corte de apelación de un Estado que declare inconstitucional una Acta de la legislatura a causa de su violación de la Constitución Federal esté sujeta a revisión por la Corte Suprema de los Estados Unidos como está acordado ahora para las decisiones que confirman la validez de cada legislación.

ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA. [ … ] Creemos que las sentencias de interdicto en casos surgidos de problemas laborales, deberían prohibirse cuando dichos interdictos no se hubieran aplicado si no hubiera una disputa laboral [ … ].

 

MONEDA. La cuestión del valor de la moneda es una función fundamental de un Gobierno y el sistema debe poseer principios básicos de solidez y elasticidad. El control debería realizarse en el Gobierno y estar protegido contra la dominación o manipulación de Wall Street u otros determinados intereses.

CONSERVACIÓN. Creemos que los bosques, el carbón, el petróleo, las plantas hidráulicas y otros recursos naturales que están todavía bajo control estatal o nacional (exceptuando las tierras agrícolas) se conservarán mejor y se utilizarán para el bienestar general si siguen en manos públicas.

A fin de que consumidores y productores, empresarios u obreros, ahora o más-adelante, no necesiten pagar tributos a monopolios privados de fuentes de energía y de materias primas pedimos que estos recursos sean retenidos por el Estado o la Nación, y puestos inmediatamente a la utilidad pública.

JUSTICIA INDUSTRIAL Y SOCIAL. […] Nos comprometemos a trabajar sin cesar en el Estado y en la N ación para:

Una legislación efectiva sobre prevención de accidentes laborales, enfermedades laborales, trabajos en horas extra, paro involuntario y otros terribles efectos que inciden en la moderna industria; I

La fijación de mínimos de seguridad y sanidad, para las diversas ocupaciones y el ejercicio de la autoridad pública del Estado y de la Nación. [ … ]

LA PROHIBICIÓN DEL TRABAJO INFANTIL. Un nivel mínimo de salarios para las mujeres trabajadoras, y un salario mínimo suficiente establecido en todos los trabajos industriales.

La prohibición general de trabajo nocturno para las mujeres, y un horario de ocho horas diarias para mujeres y jóvenes.

Un día de descanso semanal para todos los asalariados.

Un horario de ocho horas diarias en las industrias de trabajo continuo.

El conocimiento público de los salarios, horas y condiciones laborales: informes completos sobre accidentes laborales y enfermedades, y apertura a la inspección pública de todas las pesas, medidas, tallas y sistemas de control de los productos elaborados.

Subsidios de compensación por la muerte, por accidente laboral o por enfermedad o accidente que haga que el peso del salario perdido en vez de caer sobre las familias del trabajador sea responsabilidad de la industria, y por lo tanto de la comunidad.

Protección a la vida familiar en los avatares de la enfermedad, irregularidad de empleo y vejez, con un sistema de seguridad social adaptado a las necesidades estadounidenses.

Desarrollo del poder creativo de los Estados Unidos suprimiendo el peso del analfabetismo de la juventud americana. [ … ]

 

Favoreceremos las organizaciones de trabajadores, hombres y mujeres, como un medio de proteger sus intereses y promocionar el progreso. [ … ]

3 responses

1 12 2010
Rango Finito - ¿Para qué Wikileaks?

[…] negocios corruptos y la corrupción política, es la más importante tarea del estadista actual. —T. Roosevelt (citado por […]

14 02 2014
brytney

el proyecto sigue en pie?

25 10 2016
Progresar y conservar. De Roosevelt a Sanders – El Extranjero

[…] obreros, un impuesto sobre la renta federal y el patrimonio y la inversión en infraestructuras. El programa de 1912 se parece en muchos aspectos al programa de cualquier partido marxista o socialista de la Europa de […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s